Cuando leer es una tortura

pop upsLa mayor parte de nuestro tiempo de lectura es online. Tenemos suerte, porque la capacidad de acceder a textos valiosos e interesantes ha crecido de manera exponencial. Pero, a veces, leer en la red es una experiencia caótica y frustrante. En ocasiones, la culpa es de los anuncios.
Felix Salmon dice en The Guardian (19 de julio) que algunas tecnologías están empeorando la lectura en la red. Las publicaciones online quieren “monetizar” tu visita: nos convertimos en targets de cookies, subastas y ofertas que llenan las pantallas de banners y distracciones. La publicidad programática está consiguiendo individualizar cada vez más los mensajes, pero no los hace menos, digamos, “irritantes” e invasores.
En este contexto, no es sorprendente que las herramientas de ad blocking (el software para bloquear anuncios) sean ya tendencia mundial. No podemos dejar que leer en la red se convierta en un suplicio: tenemos que hacer anuncios que la gente quiera. La automatización hace más eficaz el “targeting”. ¿Pero se trata sólo de eso? Tenemos dudas. Algunos lectores también.



Categories: Tendencias fuerza